El segundo semestre y la luz al final del tunel

El gobierno se enfrenta, como era previsible, al contraste entre las promesas de campaña y la realidad. A ello se suma el desafío político que implica administrar las expectativas cuando en lugar del “shock” se elige el “gradualismo”.

De la promesa del “todos vamos a vivir mejor” de la campaña pasamos a “el nivel de vida de cierto segmento de la sociedad no era sostenible”. De la lluvia de inversiones inmediata que se esperaba sólo por la asunción de un nuevo gobierno, pasamos a la masiva llegada de dólares financieros que todavía no se reflejan en un aumento significativo de la inversión privada. De la reactivación para el “segundo semestre” pasamos a la “luz al final del túnel”, pero sin poder definir aún cuán largo es el túnel.

Seguir leyendo El segundo semestre y la luz al final del tunel